Tag Archives: cuba

Allá vamos, liadillos con los viajes de la temporada 2011 y 2012. Repasamos por encima lo que hay disponible..

Diciembre 2011 Maldivas. Volvemos a acariciar el Índico más lujoso, cómodo y con la mejor pesca. Safari de pesca en los atolones del sur, donde tienen casa Doggies y GT de talla XL.

Febrero 2012 Omán. Volvemos a Omán, donde los GT se comen espinacas y  los hombres se distinguende los niños chicos. Solo para expertos. Solo para machotes.

Febrero y Marzo 2012 Jardines de la Reina. Quien se quiere perder este viajes es porque no tiene n'idea ade lo que significa pescar en los arrecifes de los Jardines de la Reina. Quieres GT? Toma dos Cuberas, y aprende a pelear un pez que tiene más mala leche que la suegra en el día de su cumpleaños. Pero no es solo un viaje para expertos en combate cuerpo a cuerpo, también hay muchos bichos que se dejan pescar con equipos medianos, y como unas vaquillas te enseñan el arte mayor del toreo

Hay más cocido en la caldereta pero necesita tiempo para poderlo saborear, más y muy exótica novedades para el otoño/invierno 2012 después del verano.

Si estáis interesado en alguno de estos viajes me podéis mandar un mail. Ciao

Black Grouper (Mycteroperca bonaci)

No se si he llegado a confesarlo en algún momento, pero uno de los peces que más ilusión me hace pescar a popping es el mero, mientras al mismo tiempo, es de los que menos me gusta enganchar a jigging. Las razones, por lo menos para mi son fáciles de entender; a popping es una captura menos frecuente que se agradece mucho, a jigging normalmente se traduce en un animal que llega a bordo reventado y que hay buenas posibilidades de que no se pueda devolver. Quedarse un mero tropical o dos para cenar no tiene ningún inconveniente, son muy sabrosos, pero encontrarse con el tambucho lleno es desagradable.

Yellowmouth Grouper (Mycteroperca interstitialis)

Lo que no tiene en resistencia le abunda en agilidad y sprint. Esa cola corta y muy ancha, parecida a la de los Lutjianidos (Cubera, pargo etc), le permite giros muy repentinos, y tal aceleración que dependiendo de como se manejan los primeros segundos de la lucha, esta puede acabar con un triunfo o una sonora derrota. Pescarlos a popping en aguas relativamente someras, requiere entonces cierta prontitud de reflejos y mucho control en el combate cuerpo a cuerpo, el mismo que acostumbra la Cubera, o el GT en determinados ambientes.

Coral Trout (Plectropomus leopardus)

Entre los meros más bonitos que suelen entrar a los señuelos de superficie pondría la Coral Trout de los arrecifes del Indo-Pacífico y el Black Grouper o Aguají, del caribe. Son animales muy generosos, sabemos que llevan una vida pegados al fondo, y el hecho de que remonten toda la columna de agua para mordisquear un popper tiene merito. A veces, en lugar de atacar mordiendo, pegan un coletazo a la muestra, una actitud que comparten con otros Serránidos como la Lubina Rayada, o nuestro Robalo. Una vez enganchados, su defensa consiste en darse la vuelta y enchufar hacía la cueva más cercana. De lograrlo ya nos podemos despedir de nuestro querido señuelo, porque una vez pegado al fondo cada Mero sabe perfectamente lo que tiene que hacer.

Flowery Cod (Epinephelus fuscoguttatus)

Algunos amigos me han contado de Meros sacados a popping en el Mediterráneo. Un encuentro realmente sorprendente que les envidio mucho, tiene que haber sido una captura absolutamente extraordinaria y una gran sorpresa. Últimamente, y no ha sido por casualidad, en cada viaje tropical he estado usando mucho los stickbaits, al parecer a mis amigos le gusta más ese movimiento sinuoso y lento que el chapoteo de un popper de boca ancha. Los resultados se han visto y lo he pasado como un enano; la temporada caba de finalizar pero ya me están entrando ganas. ¡Uffff..mis meritos coloráos...!

Y tan nuevas, todavía ni están disponibles en las tiendas. Son dos en concreto las novedades que me gustaría presentar, ambas de Molix, una marca italiana con la que colaboro y que está sacando unos productos realmente extraordinarios. Para ser más exactos, los modelos pequeños de lo que estoy anticipando ya están a la venta, los prototipos que he tenido la oportunidad de probar en mis últimos viajes tropicales, son la talla XL del Proteus y del Finder Jerk.

El Proteus, o "calabacín" por su mote iberico, es un paseante con un morrito que se parece a una Arapaima, y un culo que recuerda el de Jennifer López. Este cacharro se ganará a pulso la simpatía de los aficionados al "top water" por algunas buenísimas razones: tiene una estética acertada, se lanza como un casting jig y nada en manera original y muy efectiva. La versión probada es la de 13cm por unos 40 y pico gramos; tenía de dos colores y ambos han funcionado bien: chartreuse y sardina.

Cuando digo que se lanza bien es que en realidad pienso que sea uno de los mejores señuelos que haya lanzado en mi vida. Mejor que un Ranger, y posiblemente a la altura, como decía antes, de un casting jig de igual peso.

La acción mejor la desarrolla recuperado lentamente, a pequeños tirones y con la manivela a maquina lenta. La cabeza irá golpeando el agua sumando la acción de un paseante a la de un pencil popper, creando un movimiento muy atractivo tanto para los peces que estén activos y en caza, cuanto para los que de atacar artificiales digamos que no tienen muchas ganas. Al ser una acción diferente, es probable que pueda contar con el efecto sorpresa en muchos de aquellos ambientes donde hay una elevada presión de pesca con señuelos. Anilla y anzuelos son de muy buena calidad, los he maltratado en el trópico y han sufrido pero creo que para una pesca mediana en el Mediterráneo puedan ir bien. A lo mejor pondría un modelo más robusto para los Palometones y desde luego, si con el Proteus buscamos Atunes dejar solo un buen anzuelo sencillo en la anilla trasera.

El segundo artificial que he maltratado ha sido el SuperFinder Jerk, el modelo talla Nacho Vidal de uno de los Jerkbaits más vendidos de Molix. Mide unos 20 centímetros y pesa unos 50g más o menos, es un modelo suspending o de hundimiento lento, y está montado con dos anillas y triples de excelente calidad. El señuelo se lanza bastante bien, a veces se balancea un poco en el lance pero con el sistema de pesos móviles gana igualmente distancia. Me encanta como trabaja porque aguanta todos tipos de brutalidades  sin poner nunca mala cara. Lento, a tirones, o a toda mecha, como poseído por el mismísimo demonio, nunca pierde acción, nunca gira sobre si mismo, jamás salta fuera del agua.

En Cuba ha triunfado con prácticamente todas las especies; no me he atrevido con las Cuberas porque no lograba trabajarlo bien con un bajo de 200 libras sino lo intentaba. Sin embargo ha embriagado más de un pargo y varios meros, de hecho justamente uno Aguají es el que lo estrenó. Le veo como pretendiente serio para esta temporada de verano, con Anjovas, Palometones, Dentones y ¿porque no? Atunes. Antes faltaba en la colección, ahora lo hay ¡usadlo!

Después de una semana en aquel paraíso terrenal que son los Jardines de la Reina en Cuba, hemos regresado a la realidad. Menos mal que está Madrid vacía, por lo menos no nos comemos todos los atascos y la contaminación de siempre.

Que os voy a contar que no sepáis, cada vez que vuelvo de los Jardines me pongo melancólico, sin duda es uno de mis lugares favoritos en este planeta y si las Cuberas colaboran, al dejarlos hasta me sale la lagrimita. Esta semana de Cuberas ha habido muchas, más de la que jamás haya podido ver juntas en unas semana de pesca . Entre los cuatro levantamos por lo menos 50 peces, si no alguno más, y si a esto añadimos que los meros estaban frenéticos para entrar a un señuelo de superficie, ya os podéis imaginar lo que puede haber sido.

Voy editando las fotos y pronto pondré alguna con un report completito.

El 8 de Abril salimos para la última aventura de esta temporada, destino los Jardines de la Reina, en Cuba. Viajo con una maleta tan rebosante de trastos que me recuerda a mis comienzos, cuando cada artificial era vital. Tengo un manojo de prototipos de Molix que están deseando ser machucados y también trenzados, anillas, vinilos, jigs, cabezas plomadas y anzuelos de la marca italiana todos nuevos, todos para catar. Además, me acompañan unos cuantos señuelos de madera, imprescindibles en un territorio comanche como ese, y algún que otro vinilo "extra extra large", para aquellos momentos de locura que surgen bajo el sol del caribe.

Me llevo una Saltiga MuraMura y una nueva Lamiglas TP8680SPEVO, una Caranx Medium, una 6'6" de casting de la serie Certified Pro que lanza hasta 40g y una más ligera de spinning de 7' para el Bonefish. Carretes Daiwa en su totalidad, tres de spinning y uno de casting, y la poquita ropa que todavía cabía en la maleta. Otro bulto que rebosa de trastos es la Pelicase de las cámaras de foto. Dos cuerpos, 4 objetivos, dos flashes y accesorios varios. Ya lo se. ¡Pesa un congo!

Conmigo dos amigos que llevo enredando desde hace mucho tiempo y un chico que conoceré mañana al aeropuerto. Seguro que lo vamos a pasar de vicio, sean los bichos pequeños o grandes. Volvemos a hablarnos el 17.

Hasta pronto 🙂

Last updated by at .