Micro Jigging

Micro Jigging

Micro Jigging

El Micro Jigging va subiendo como la espuma ya que no es necesario un equipo demasiado caro o complejo ni una embarcación de mucha eslora, es más, muchos de los que practican esta técnica se desplazan en kayak e inclusive en pato.

La clave del Micro Jigging es la perfecta coordinación del equipo, esta vez empezando por los jigs que suelen ser de tungsteno, bajos de línea ligeros, líneas PE 0.3-0.5 carretes talla 2500/3000 y cañas especializadas completan el cuadro y no es porque lo digamos nosotros peor la diversión está asegurada.

El Micro Jigging juega con la sensibilidad del equipo y sobre todo con la escasa resistencia que ofrece a deriva y corriente ya que el trenzado es muy fino y los jigs de tungsteno tienen mayor peso a menor tamaño. Por ello conseguimos llegar a pescar en 50 o 60 metros con jigs de 40 gramos, o algo más si hay mucha deriva, es decir, estamos prácticamente metiendo un caramelo en la puerta de un colegio a todo depredador por espabilado que sea. Si al tamaño poco intrusivo del jig añadimos que la línea es prácticamente invisible y que las cañas ayudan a desarrollar un movimiento muy natural, es fácil entender como podamos engañar una gran multitud de depredadores y no importa si son pequeños, porque con ese equipo lo disfrutas a base de bien. Es cuando entra uno gordo que a lo mejor nos toca sudar la gota gorda. 

El Micro Jigging - podemos decirlo sin despeinarnos - es una de las técnicas de pesca en vertical más eficaces que exista en este momento y sobre todo de las más divertidas, sin sobrecostes. Sin duda recomendable

Filter
×
Precio - Price
  • 0-10€
  • 10-20€
Peso - Weight
  • 10-20g
  • 20-40g
Longitud - Length
  • 5-10cm
  • 10-15cm

Reset Filters
223
Más...
Loading
This field is required.
This field is required.
Top